domingo





hasta la próxima

sábado

A veces tengo tanto tiempo que no sé qué coño hacer con él

viernes

Països

Clase de Valenciano.
Blablablá.
7 minutos para el final.

Profesora: El setze de abril hi ha una manifestació per ajudar a pagar la multa que L'Oncle Kiko de València ha impostat per emetre la TV3 a Castelló -blablablá- perquè els Països Valencians -blablablá-
Sonia: Quins països valencians?

SILENCI + mirada que casi me mata.

Clase: JAJAJAJAJAJAJAAJAJAJAJAJAJAJA
Luis: ZAS!
Profa: Com que quins Països Valencians... Doncs els mateixos que els país espanyol, Sonia... Els mateixos...


Después de casi ganarme que me coja manía la profesora, hemos comido bizcocho de chocolate de Andrea. Estaba rico.

jueves

-¡Que te jodan Gema!
-Dios te oiga...

miércoles

Creo que ya era hora de pasarme por aquí. Sino lo he hecho antes, ha sido por pura vagueza, claro está.

Tengo que hacer un relato, (¿relato?), para un no sé qué literario del cole. Cuatro folios, tamaño 12 + típico Times New Roman, A DOBLE ESPACIO.

¿PERO QUÉ MIERDA ES ESTO?

Es decir, qué quieren, ¿NO LEER? ¡Porque para escibir 4 líneas no me pongo a escribir nada! Yo ya tenía pensado hacer una historia decente, bélica, o semibiográfica sobre un niño rubio con el pelo rapao' y volao' de la cabeza... Pues no sé si me cabrá en 4 hojas A DOBLE ESPACIO, ¡¡que es que no se puede leer así!! ¡Si hasta me cuesta diferenciar los párrafos!

Porque vamos a ver, si lo que quieren es motivarnos a escribir, que tampoco pongan de premio un lote de libros que vete tú a saber qué viene dentro. A parte de libros. No sé... estamos en un país consumista, globalizado, materialista, egoísta... Podrían poner de premio 50 euros o algo por el estilo, que así la gente se presentaría en abundancia, por lo tanto se crearía una rivalidad entre relatos que favorecería la competitividad y autoexigencia con los escritos que a su vez haría que el alumno se autoperfeccionara en la escritura así como en las destrezas que se llevan a cabo cuando uno escribe, describe y narra, para superarse y hacer un relato digno, he dicho.

Lo haré en catalán, si me animo a hacerlo finalmente, así me subirá alguna décima para la evaluación, que alta me hace, dicho sea de paso.

martes

Para entender escúchese el reproductor de música :D

lunes


Hoy me he pegado un hostiazo. Pero un hostiazo de HOSTIAZO. Es decir, una hostia monumental. Gigante, enorme, digna de estar presente. Digna de ser grabada.

Pongo en situación.
Primera hora, pistas mojadas, ¡vamos a correr un poco! Después de un ratillo, empieza a explicarnos el Jefe las normas del balonmano y ahí que nos ponemos las pavas y yo a -intentar- jugar. Y claro, ya nos habíamos puesto en posición, con la motivación del momento, el Sol saliendo, el aire fresquito, ¡dabas ganas de hacer deporte! Putos anuncios de marcas deportivas.
Entonces subimos en ataque y ahí que se la paso a ella y se la quitan, y entonces bajamos a la contra: ¡DEFIENDE, DEFIENDE HOSTIAS! Y claro, todo el mundo gritando ¡DEFIENDE! pues todos a defender y entonces llega Álvaro, coge impulso, bota, UNO, DOS, TRES, SALTA, LANZA, CHOCA CONMIGO Y CAE(mos). ¿Dónde? Encima de mí. Entonces empiezo a decir un AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAH!!
y entonces ODJFHGDKJSFBEKJBFRKEJ -representación del sonido de mis rodillas al caer-, después Álvaro se tropieza conmigo y me caigo hacia el lado -más aún- y, adivinad. ¡CHARCO! ¡AGUA! ¡TODO EL AGUA DE JAPÓN ESTABA EN LA PISTA! Bien.
Entonces me empiezo a cagar en todo y Álvaro: HOSTIA! ¿Estás bien?
¡NO! ¡NO ESTOY BIEN, NO ME VES QUE ME ACABO DE PARTIR LAS PIERNAS!
Y llega toda la trope: "¿estás bien? ¿Sonia? Joder, qué hostia" Y el profesor: ¿Pero te has resbalado o te has caído? Pues hombre, Jefe, me he caído, después han chocado conmigo y al caer me he resbalado, lo que me ha producido un tirón en la ingle.

Después otras pavas y yo hemos ido a que me pusieran hielo y Trobocid porque estaban saliendo bultos, BULTACOS y hemos visto a un GRRRRRR -súper tío-. Bastante normalillo, hay que decirlo, pero era guapo, para qué negarlo.

domingo



-
La Niña deja de ser niña.
Aunque a nadie le guste verlo.

sábado

Tu corazón, que tú sabrás dónde lo pones
pero tienes que entender, con tanto hacerme correr
me estas tocando los cojones




¡Llueve! Saldré a hacer fotos, a comprarle un perfume y un tulipán a mi madre y, más tarde, comeré una ensalada, filmaré a mi madre para el vídeo de Alemania y después llamaré a mi otro yo para tomar una cerveza.

martes

añade otra noche sin dormir
y otra
y otra

Vuelta


Acude, corre, vuela,
traspasa la alta sierra, ocupa el llano.
No perdones la espuela
no des paz a la mano;
menea fulminando el hierro insano.
Fray Luis de León


¡Buenos días por la mañana!
6.45: Suena el despertador. Dios, una ratín más, que no he dormido nada...
6.50: Me cago en la canción.
6.55: Putos móviles táctiles.
7.15: ¿Fresa o melocotón? Fresa.
7.30: Si dejara las cosas en su sitio ahora encontraría el libro de castellano. Y el examen fotocopiado dentro.
8.05: Búsqueda en Google de todo el examen. Ejem :)
8.30: Bueno, dejaré algo en blanco...
9.00: ¿Por qué siempre se atasca la impresora cuando más la necesitas? ¿Por qué insiste en no arreglarse cuando te juegas casi la evaluación a ese examen? -.-
9.15: Me amo: impresora arreglada.

He de decir que el viaje a Madrid ha sido excepcional. Que hubo una cena donde casi me saltan las lentillas por llorar de la risa. Las niñas de Murcia son genialísimas :3
¡AXOO! ¿¡PERO EsTO QUÉ EH!?
Repetiría, una y otra vez. De hecho quedaremos en algún punto medio entre todas las ciudades. Esta mañana ya estaba echando de menos comer cruasanes con las niñas.

Por cierto, conocí, saludé al Ministro de Educación, Gabilondo. Dijo ciertas palabras graciosillas como: La palabra es la palabra y a todos pertenece. Por lo demás, un discurso bastante soso y blabla. Aburrido quizá. El hombre tenía prisa. Me pareció bastante hipócrita, pero es Ministro, ¿qué queremos..? Se pasó parte de la Asamblea de la comisión de Educación hablando con el vicepresi de CajaMadrid :/
El viaje de vuelta fue muy pesado, aunque ameno. Y me pegaron una clavada en la cafetería del tren. Pero es que tenía muuuucha hambre U.U Y sueño, también.

Creo que necesito unas vacaciones para recuperarme de todo esto.

jueves

Hecha, hecho, hombros.

Realmente tengo el tinte puesto, parezco una abuelilla :)
Maleta hecha, maletín hecho, cabeza sobre los hombros...

Ha sido una semana de suicidio, tanto académico como casi personal. Cuatro horas y media de exámenes seguidos, trabajos, libretas.. Ya todos nos sabemos la saeta. Y para colmarlo, por si no tenía suficiente en mi agenda, vuelven las pelusas a rondar mi consciente. Bueno, subconsciente también. Creo que llevo demasiado tiempo sin dormir, y cansancio acumulado, que cuanto más tengo que hacer, se me olvida que viene la puntilla después.

Lo mejor de todo es que pensaba que esto acabaría. Que volvería a ser normal, pero no lo es. Al menos no para mí. No tengo apenas ganas ni de hablar y cuando lo hago no me siento realmente bien. Quizá es que no me doy cuenta de que soy, quizá, demasiado empática, y que si alguien está mal, seguramente yo también lo esté. Y que si no controlo la situación, me siento pequeña e inútil, y me da verdadera rabia. No pretendo que todo sea siempre idílico, solo dejar de pensar cosas extrañas y tontas que no conllevan a nada bueno, y que todo siga fluyendo como hasta ahora.



Echaré un libro que no me dará tiempo a leer, la canción de Mi Agüita Amarilla, por Los Toreros Muertos, y un abrigo.
Mi madre dice que va a nevar.

miércoles

Qué echar


Y escribir, con flujo y sudor
una historia diferente,
que nos salve de un mundo indecente
que mata a la gente
cada día mejor.
Y evitar lo que ya sabemos los dos,
que el amor puede ser un asesino
con carita de ángel.
Doctor Deseo

Dispongo me a hacer la maleta. Al menos empezar a pensar qué echar. Parto el viernes a primera hora, y augura un buen viaje: buena fecha, buen lugar, buena compañía. ¿Quién da más? ¡Ni siquiera Saber y Ganar!
Tengo ganas de ir, básicamente porque es en plan guay. Nada de estrés esta vez, ni tampoco de noches sin dormir por discursos que he de hacer, o cosas por el estilo.

Mañana terminaré el suicidio académico de los exámenes, y podré comenzar con esto:




Y por todo lo demás, supongo que volverá a la normalidad.

martes

Y

luego las raras somos nosotras